La experiencia revolucionaria en desarrollo en la India: Tribunales Populares y Estado de Nuevo Tipo (y 4ª parte)

Nota: Este texto, cuya cuarta y última parte publicamos ahora, ha sido extraído del artículo A experiência revolucionária em curso na Índia: tribunais populares e estado de novo tipo, escrito por Roniery Rodrigues Machado y publicado en la revista electrónica brasileña  Revista Crítica do Direito, nº 2, Volumen 45, Febrero 2013. http://www.criticadodireito.com.br/ La traducción al español es responsabilidad de Gran Marcha Hacia el Comunismo. Febrero 2013.

4. LAS EXPERIENCIAS DEL PARTIDO COMUNISTA DE LA INDIA (MAOÍSTA)

En 1981 los maoístas tuvieron éxito en la primera lucha en la región de Dandakaranya (1) (después de experiencias armadas en otras áreas este sería el nuevo punto de aglutinación de los maoístas), por los derechos laborales y mejores salarios en las regiones de selva. Los pueblos adivasi –pueblos tribales indios- vendían cincuenta hojas de árbol de ébano para la fabricación de cigarros por poco más de un centavo de dólar. Los maoístas organizaron una gran huelga que inicialmente duplicó el valor de las hojas. Actualmente un paquete de hojas vale cerca de una rupia (moneda india). (ROY, 2011, p. 22)

Resultado de esa lucha, el precio del fardo de bambú subió de diez paisas (la rupia se divide en cien paisas)  a treinta paisas. Para los pueblos adivasis esas fueron conquistas tremendas, para el PC de la India (Maoísta) ese era apenas el comienzo. “El verdadero éxito del Partido era demostrar el valor de la unión y una nueva manera de conducir la lucha política” (ROY, 2011, p. 23)

A partir  de 1986, el Partido se lanzó a la lucha por la tierra. El Departamento Forestal intentaba expulsar a los adivasis de sus tierras ancestrales, pues desde el punto de vista legal aquellas eran tierras de selva y la permanencia del pueblo allí era inconstitucional. El Departamento Forestal utilizó varios métodos tanto violentos como por otros medios para enfrentarse a los campesinos adivasis. El Partido animó a los campesinos a no salir y cultivar la tierra. El Departamento Forestal intentó quemar las aldeas, a lo que las agrupaciones guerrilleras respondieron deteniendo y atando a los agentes del Estado. Ese fue el inicio de la lucha por el reparto de tierras entre los pobres. Desde el año 1986 hasta el año 2000 los maoístas entregaron 120.000 hectáreas de tierras selváticas a los campesinos, por lo que según el PC de la India (Maoísta) no existen campesinos sin tierra en las regiones en que actúa. (BHATTHACHARYYA, 2012)

Con la toma de tierras, el poder de los campesinos y de los maoístas paso a ser palpable. Con un territorio prácticamente delimitado, el Partido inició la formación de una estructura que asegurase el poder de las masas (según el modelo de la Revolución china) (2), las Asambleas de Poder Popular cuyo nombre en lengua tribal es Janatana Sarkars. El comisario de Janata Sarkar es elegido en un grupo de aldeas cuya población varía entre 500 y 5.000 habitantes. La estructura de Janata Sarkar cuenta con nueve departamentos, Agricultura, Comercio e Industria, Economía, Justicia, Defensa, Salud, Relaciones Públicas, Educación y Cultura y Selva. (ROY, 2011 y BHATTHACHARYYA, 2012)

Debido a la escasez de agua, los departamentos de los Jantana Sarkares de Agricultura construyen lagos, tanques y diques para garantizar la alimentación y posibilidad de cultivo a los campesinos. Desde 1997 hasta 1998, el Partido Comunista de la India (Maoìsta) dirigió la construcción de más de 110 tanques en 238 aldeas, sin contar los tanques menores para diez o doce familias en las regiones montañosas en que los grandes tanques no pueden ser construidos. Para la construcción de esos tanques fue formada la Comisión de Construcción de Tanques compuesta por albañiles locales. (BHATTACHARYYA, 2012)

Con la construcción de tanques, un nuevo proyecto surgió a los campesinos, el cultivo de pescado. Esa actividad aumenta el fondo de las comunidades y mejora la deficiente alimentación de los campesinos. De la misma forma, el cultivo de vegetales aumentó enormemente y el Partido pasa a formar Comités en las aldeas para la plantación de árboles frutales, introducción de carros de bueyes, cría de ganado y cabras en confinamiento, conjuntos de bombas y molinos de arroz, pozos de agua potable y protección de los bosques. Saludables son las palabras de Amit Bhattacharyya (3):

“Experiencias como esas hicieron a los organizadores percibir que la educación científica, junto con la concienciación política eran necesarias para el éxito. La educación política permite a una persona pensar más allá de cada familia individualmente y también cuidar de los intereses de los otros. Lado a lado, la educación científica libera de los pensamientos supersticiosos y ellos son capaces de percibir que los vegetales y frutas pueden ser sembrados en cualquier tipo de suelo y condiciones climáticas”. (BHATTACHARYYA, 2012)

Por lo que respecta a la situación de la mujer en la antigua sociedad adivasi, a ella se la consideraba mejor que en la sociedad hindú, lo que no significa que se viera bien la igualdad con los hombres. Tradicionalmente, las mujeres no tienen derecho a la propiedad, no toman decisiones políticas, durante la menstruación deben quedarse fuera de la aldea, no existe libertad para elegir su casamiento, el embarazo antes del casamiento conduce al ostracismo, en fin, la situación de la mujer adivasi es lastimosa. Contra todas esas concepciones atrasadísimas, luchan los maoístas. Fue creado el grupo de liberación de la mujer (KAMS) para destruir las viejas costumbres. De esa forma, el partido ha retirado a las mujeres del embrutecimiento y sus filas se han llenado de rostros femeninos lo que causa la más feroz represión del Ejército reaccionario indio. La invadir las aldeas, el Ejército indio tiene como práctica la violación en masa como forma de reducir la moral de las mujeres. (SUNDAR, 2012, ROY, 2011 y BHATTACHARYYA, 2012)

En los terrenos de la salud, cultura y educación, los maoístas también actúan. El Janata Sarkar creó, en el año 2000, 235 centros de salud que proporcionan informaciones básicas de higiene y salud y realizan  tratamientos básicos. La cultura local de los pueblos tribales es registrada por el PC de la India (Maoísta), sus músicas son catalogadas en un nuevo alfabeto que se ha creado – hasta hace bien poco, las lenguas de los pueblos adivasi no tenían correspondencia escrita. Otras formas de expresión artística también sin compiladas por los maoístas. La creación de alfabetos para las lenguas adivasis posibilitó el trabajo de educación pública en las regiones guerrilleras y aumentó aún más la influencia de los maoístas. Se elaboraron libros didácticos de lenguas, historia y matemáticas en lengua local. Los jóvenes guerrilleros siguen una disciplinada rutina de estudio y entrenamiento militar para ligar la teoría revolucionaria y los conocimientos científicos a su realidad. (RAGO, 2007)

Finalmente, tenemos que resaltar con el énfasis debido la estructuración de un nuevo sistema de justicia en las zonas revolucionarias. Este hecho tiene una particular importancia, dado que nos permite percibir cuan profundas son las raíces del Janata Sarkar y cuan fuerte es su ligazón con las masas.

Antes de la presencia de los maoístas en la región, el sistema de justicia estaba basado en el sacerdocio y la herencia adivasi. Los juicios eran realizados por los ancianos de las tribus. Existían tres instancias, doce aldeas formaban una bancha, cuarenta una pargana y sesenta una patti. En casos sin solución, la decisión era tomada  por el patti con la participación de la red tribal. (BHATTACHARYYA, 2012)

El nuevo sistema de justicia tiene como base los Tribunales Populares que sólo surgieron después de una década de actuación de los maoístas. Los Tribunales Populares son el nombre dado a las Asambleas del Poder Popular que tratan específicamente de castigos a los actos moralmente rechazados por los adivasis como robo, violación y asesinato. La forma de los Tribunales Populares surge de las demás organizaciones de masas, en las cuales las decisiones son tomadas en los espacios colectivos. Los jurados de los Tribunales Populares son elegidos por las masas y pueden ser revocados por ella en la Asamblea.

Este nuevo sistema de justicia busca dar mayor acceso del pueblo a la justicia y defender las conquistas de los obreros y campesinos en la región. El nuevo sistema de justicia es engendrado a partir de las masas. Un grupo de cada tres mil adivasis forma un Comité Popular Revolucionario que, a su vez, cuenta con un Departamento de Justicia compuesto de tres a cinco miembros de ambos sexos y cuenta con la supervisión del Equipo de Protección Popular de siete a once miembros. Las decisiones de los Tribunales Populares se realizan de modo ampliamente democrático, en las Asambleas Populares en las cuales las partes tienen la oportunidad de defenderse y después reciben el voto de los participantes. La votación entre el pueblo asistentes es el veredicto. El Departamento de Justicia preside la votación, estudiándolo en caso que se encuentre alguna irregularidad. (BHATTACHARYYA, 2012)

Por ahora, el PC de la India (Maoísta) aún tiene grandes dificultades de hacer valer las decisiones más severas de las Asambleas. Las decisiones más leves como trabajo comunitario, devolución de dinero y otras, las impone la propia comunidad a los que son juzgados. Los casos de homicidio, violación o delación de guerrilleros pueden ser juzgados con la prisión. Cuando ocurre esto, la casa de un vecino es transformada en Prisión Popular y se hacen turnos para que los vecinos monten guardia. La familia o la comunidad se ocupan de la alimentación del preso. Las dificultades para mantener las Prisiones Populares son grandes, lo que lleva a que las penas sean de pocos meses. (4)

5. CONCLUSIÓN

Con el desarrollo del movimiento revolucionario, se diseña una nueva estructura que organiza y regula la vida de los pueblos adivasis en el interior de la India. Guiado por el marxismo-leninismo-maoísmo, el PC de la india (Maoísta)  vence todas las dificultades y construye una nueva vida en que las decisiones son tomadas en interés de las masas y para las masas (en detrimento del podrido mundo existente hasta entonces en que las decisiones favorecían a  media docena y eran impuestas a la fuerza sobre el pueblo.

Esta experiencia trascendental no se refiere de manera debida en nuestro país ni tampoco en los círculos marxistas. Es preciso conocer el camino luminoso trazado por el Partido Comunista de la India (Maoísta), difundirlo, tenerlo como ejemplo, gritar alto y fuerte que el camino de la Revolución Proletaria es posible y que todavía es una realidad.

A través de este sencillo material esperamos haber transmitido una ínfima parcela de todo lo que esta experiencia nos tiene que enseñar.

Queremos dar las gracias especiales al periódico “A Nova Democracia”, que en cada edición trae nuevas informaciones sobre el desarrollo de la Guerra Popular prolongada y da moral inquebrantable a los bravos guerrilleros y a su pueblo que no se dobla ante la brutal represión de la Operación Green Hunt (Cacería Verde) del Estado indio que busca aniquilar a los comunistas. De esta manera, agradecer al Núcleo de Estudios del Marxismo-Leninismo-Maoísmo por  poner a disposición las pocas informaciones que tenemos sobre el tema en portugués.

Para terminar, nos apoyaremos en las palabras del dirigente maoísta Cherukuri Rajkumar, el Camarada Azad  integrante del Comité Central del PC de la India (Maoísta) asesinado en 2010 por las tropas del Ejército indio:

“El capitalismo significa por un lado crisis, hambre, paro, enfermedades y muerte para la amplia mayoría, y por otro, ¡un festín para un puñado de buitres! ¡Existe una alternativa al capitalismo: luchemos por establecer el socialismo”.

Notas

(1) “Dankaranya es una vasta región localizada en la India central englobando partes de varios estados: áreas de Madya Pradesh, Maharasta, Andhra Pradesh y Orissa. Es muy rica en recursos minerales y bosques y se extiende a lo largo de cerca de 100.000 metros cuadrados abarcando once distritos. Comprende áreas de Adilabad, Khammam, Godavari este y Vishakhapatnam de Andra Pradesh, Gadchiroli, Chandrapura y Bhandarade Madhua Pradesh; y Koraput y Malgakiri de Orissa. El área tiene una población de cerca de veinte millones de habitantes. Personas de varias tribus como los Gond, Madia, Govari, Kondu, Kondareddy, Nayakapu, Dorla, Muria (Koya) y las  tribus Odiya de Puruja, Gudijursa, Butar, Durva, etc., viven en Dandakaranya”. (BHATTACHARYYA, 2012)

(2) En esta vasta región, además del Comité del Partido y de los pelotones y batallones de guerrilla armada, los maoístas establecieron también sus órganos de poder y organizaciones de masas. Son: el Comité Popular Revolucionario (CPR, anteriormente Comité Gran Rajya o CGR), Dandakaranya Adivasis Kisan Mazdure Sangha DAKAMS (Sindicato de los Obreros y Campesinos Adivasis de Dandakaranya), Krantikari Adivasi Mahila Sangha KAMS (Organización Revolucionaria de las Mujeres Adivasis), Gram Rakshi Dal GDR (Grupo de Defensa de Aldea), Krantikari Adivasis Bal Sangha KABS (Organización Revolucionaria de la Infancia Adivasi) y el Grupo de Defensa Aérea ADG. Esas organizaciones de masas nos recuerdan a  las organizaciones de masas como la Asociación Campesina, la Asociación de Mujeres, etc.) durante el periodo de la Revolución China, como fue relatado por los testimonios de Edgar Snow, Jack Belden, William Hinton y otros. (BHATTACHARYYA, 2012)

(3) Amit Bhattacharyya es indio, profesor de historia de la Universidad de Jadavpur. En 2012 estuvo en Brasil invitado por el periódico A Nova Democracia. Realizó conferencias en varias universidades brasileñas (UFRJ, UERJ, UFPE, UFAL, UFMG) sobre la historia de la India y el desarrollo del movimiento maoísta. Como resultado se publicaron artículos de su autoría y otros que permitieron la elaboración de este artículo.

(4) Amit Bhattacharyya en su artículo “India: dominación imperialista y Revolución” comenta las dificultades expresas en los informes del PC de la India (Maoísta): “Primero, no existe aún una legislación completa. Segundo, a partir de ahora, el Tribunal Popular es el único órgano, y no hay instancia judicial superior, para lo cual las personas pueden recurrir la decisión del Tribunal Popular. Entonces, quien está insatisfecho con las decisiones del Tribunal Popular están haciendo apelaciones al Comité del Partido. Tercero, presos. Séptimo, también se abordó que el Gobierno Popular debe aumentar su poder de resistencia contra los ataques a las aldeas por las fuerzas de seguridad.”

Referencias

AZAD. Escritos Selecionados Azad. Núcleo de Estudos do Marxismo-Leninismo-Maoísmo. Belo Horizonte: Edições Seara Vermelha, 2012.

BHATTACHARYYA, Amit. Índia: dominação imperialista e Revolução. Rio de Janeiro, Conferencia pronunciada en UERJ, UFRJ, UFMG UFAL y UFPE, Octubre 2012.

RAGO, “Como los maoístas están poniendo en marcha escuelas móviles y políticas en Dandakakanya”. Periódico People’s March, vol. 08, nº 10. Dhéli, Índia. Octubre 2007, pp. 25-26. Disponible en: <www.bannedthougt.net.com> 12 Diciembre 2012.

ROY. Arundhati. Caminhando com os camaradas. Núcleo de Estudos do Marxismo-Leninismo-Maoísmo. Belo Horizonte: Edições Seara Vermelha, 2011.

SUNDAR, Nandini. The Trophies Of Operation Green Hunt. Outlook India. – Disponible en: <http://www.outlookindia.com/article.aspx?265964> 12 Octubre 2012.