Nota introductoria a la edición de las Citas del Presidente Mao Tsetung en Ecuador (1968)

Citas del presidente Mao Tsetung - Mao, Tse-Tung

Nota: El presente documento es una nota introductoria a la edición del Libro Rojo de Mao Tsetung por parte de los comunistas y revolucionarios en Ecuador en el año de 1968.

Es de la corriente de comunistas y revolucionarios que se levantaron contra la camarilla revisionista de Pedro Saad y el viejo partido comunista pro-soviético, y que asumieron el marxismo-leninismo-pensamiento Mao Tsetung (hoy Maoísmo). 

(…) Pese a su corta extensión, este documento encierra un gran contenido ideológico por lo que nuestra organización, el Partido Comunista del Ecuador en reconstitución, lo ha recopilado y pone a disposición del MCI y de los comunistas y revolucionarios en el país, para su debate y difusión.

Ediciones Vanguardia Proletaria, febrero – 2013. 

EL PENSAMIENTO DE MAO TSETUNG – CITAS

NOTA EDITORIAL

La situación actual en el país se caracteriza por un desarrollo cada vez más amplio y elevado de la lucha de clases.

Al calor de su lucha diaria y del agobiante sufrimiento y opresión, las masas han elevado su conciencia revolucionaria.

Los campesinos se toman la tierra por la fuerza, las masas empobrecidas de la ciudad se rebelan, los estudiantes desatan acciones vigorosas, y el movimiento obrero avanza, golpeando cada vez con más certeza y más a fondo las bases del sistema de explotación. La única respuesta de los explotadores es acrecentar su represión. La vieja politiquería y las medidas demagógicas del gobierno así como el esfuerzo de los traidores revisionistas por confundir a las masas y frenar sus luchas, no encuentran terreno propicio en un pueblo que exige la solución integral de sus problemas.

Todo esto indica que en el Ecuador se producirá en corto tiempo un auge revolucionario.

Los elementos avanzados del movimiento revolucionario captan cada día con más profundidad y seriedad este ascenso y van prestando una atención reflexiva a la tarea de unirse con las masas y de participar en sus luchas, lo que les lleva a una mejor comprensión del papel que juega el pueblo en nuestra historia y abre una perspectiva segura a la revolución. Influyen profundamente en este proceso de maduración la guerra popular victoriosa del pueblo vietnamita, las guerras revolucionarias y las poderosas luchas de masas que se libran en Asia, África y América Latina; la Gran revolución cultural que impide la restauración del capitalismo y consolida el baluarte de la revolución mundial que es China; las luchas de los negros, los obreros y la juventud en las entrañas mismas del imperialismo yanqui y la lucha del proletariado y la juventud europeos.

La febril política de agresión y guerra del imperialismo yanqui y la política neocolonial y de complicidad con el imperialismo, de opresión fascista sobre el pueblo soviético y agresión a los pueblos ejercida por los revisionistas jrushovistas abren los ojos a la gente y le ayudan a entender que el imperialismo, el revisionismo, y la reacción son perros de la misma camada y deben ser combatidos conjuntamente. El imperialismo y el revisionismo se encuentran sumidos en contradicciones insalvables con todos los pueblos del mundo y con los pueblos de sus propios países. Su fin no está lejano y su ruina es inevitable.

La teoría del proletariado no es el producto casual de la genialidad de sus más destacados dirigentes. Es el producto de la vida y de la lucha revolucionarias del proletariado y las masas populares que al ser resumidas y sistematizadas por lúcidos conductores, como Marx, Lenin y Mao Tsetung les ha dado la posibilidad de estudiar a fondo la sociedad, descubrir las leyes que determinan su desarrollo y formular la teoría y la política del proletariado señalándole el camino de avance.

Dando importancia  a estos factores y comprendiendo que el pensamiento de Mao Tsetung se ha desarrollado en la aplicación creadora del marxismo-leninismo a las condiciones de un país semi-feudal, semi-colonial y colonial, con mucha similitud al nuestro, es necesario que todos los revolucionarios y patriotas demos importancia a su estudio de manera concienzuda.

Este estudio se vuelve tanto más útil si consideramos que las teorías de Mao Tsetung surgieron y se han desarrollado en medio de una prolongada guerra campesina de guerrillas, dirigida por el proletariado, contra el imperialismo y el feudalismo, así como en la lucha contra el revisionismo contemporáneo y por llevar la revolución hasta el fin, previniendo la restauración del capitalismo en los países socialistas.

Es preciso estudiar de manera especial las teorías de Mao Tsetung sobre la guerra popular y apoyarnos en ellas para analizar los éxitos y fracasos de la lucha armada en Asia, África y sobretodo en América Latina, tomar en cuenta las conclusiones que saquemos de este análisis para formular la concepción de nuestra guerra revolucionaria.

Si bien en nuestro país las luchas de las masas son cada vez más numerosas y altas, su experiencia más rica y la participación de los revolucionarios en ellas es cada vez más activa, todavía no se ha resumido esa experiencia y por tanto no se ha logrado un análisis suficientemente preciso de las clases y de las contradicciones entre estas clases, ni una interpretación de nuestra historia, para poder formular de manera completa el programa, la línea general y la teoría de la revolución ecuatoriana.

Esto sólo lo podremos conseguir si lo hacemos tomando como guía los principios generales del marxismo-leninismo-pensamiento de Mao Tsetung.

Al estudiar el pensamiento de Mao Tsetung, debemos hacerlo con el único fin de aplicarlo en las condiciones de nuestro país y con el único afán de ponerlo al servicio de la práctica revolucionaria de nuestro pueblo, ya que únicamente su comprobación en los hechos podrá convencer a las masas y a los revolucionarios que el pensamiento de Mao Tsetung es el marxismo-leninismo de nuestra época y la base teórica que guía la revolución en nuestros tiempos.

Ofrecemos la presente edición, en homenaje al 19 aniversario de la fundación de República Popular China, en la que se encuentra compendiado lo más significativo del pensamiento de Mao Tsetung, convencidos de que su estudio será de una gran ayuda para todos quienes estamos empeñados en interpretar científicamente nuestra realidad, ligarnos estrechamente a las masas y llevar adelante la guerra revolucionaria.

Su estudio y aplicación creadores y vivos nos llevarán a encontrar la expresión nacional de la ideología proletaria y nos permitirán formular con mayor precisión y justeza, la línea general de la revolución ecuatoriana.

El movimiento revolucionario, en el curso de su práctica, ecuatorianizará el marxismo-leninismo-pensamiento de Mao Tsetung, y al hacerlo habrá sentado la única base teórica segura para lograr la victoria completa de la revolución democrática nacional y la construcción del socialismo y el comunismo en nuestro país.

Por último, recomendamos prestar atención al estudio de los conceptos de Lin Piao sobre el papel histórico de Mao Tsetung en nuestra época y del significado de su pensamiento así como también a los métodos dados por él para su estudio y aplicación.

Ecuador, 1968.

Anuncios