Francia – Manifestaciones y enfrentamientos en Clermont-Ferrand

Nota: Hemos recibido de los camaradas del Partido Comunista maoísta de Francia la siguiente información publicada en su blog http://drapeaurouge.over-blog.com/ Gran Marcha Hacia el Comunismo agradece al camarada F. González su colaboración en la traducción al español del texto. Madrid, noviembre 2013.

MANIFESTACIONES Y ENFRENTAMIENTOS EN CLERMONT-FERRAND
A las 18:30 comienza la concentración organizada por la OCFR (Organización Comunista Futuro Rojo) contra la apertura de un local del Frente Nacional en Clermont-Ferrand. Éramos algo más de una veintena los reunidos en la Plaza Dellile. Con las banderas desplegadas, nos enteramos de que la alcaldía de Clermont está ocupada por militantes, reclamando alojamiento para numerosas familias de solicitantes de asilo puestos de nuevo en la calle. Decidimos partir en manifestación espontánea hasta el local del FN. Algunos miembros de la JC presentes han rechazado participar en esta acción. Llegados al lugar de la sede, que tiene las luces apagadas y protegidas las ventanas por planchas de madera, nos están esperando la BAC y los RG. Se gritan los slogans: «¡Tras el fascismo, se esconde el capital, la lucha antifascista es internacional!¡». Tras algunos minutos, nos ponemos en camino hacia la alcaldía para apoyar a los camaradas presentes allá, que se encontraban rodeados por la policía. Hay una cincuentena de militantes que se reúnen ante las verjas, intentando forzar la puerta para poder entrar, y dar apoyo a los militantes y familias en el interior. Conseguimos entrar, pero la represión fue feroz: gases a quemarropa, patadas y puñetazos por parte de la policía, y autodefensa por nuestra parte. Una vez rechazados al exterior, la tensión sube de grado e intentamos forzar el paso por otro lugar. Son entonces los CRS [policía antidisturbios] los que intervienen. A ello siguió una hora de enfrentamientos en la calle, barricadas y lanzamiento de botellas contra porras y gases lacrimógenos.
Finalmente, terminamos reuniéndonos otra vez ante el ayuntamiento para mantener la presión sobre la municipalidad, en plena negociación con los militantes asociativos.
Tras horas de enfrentamientos y de negociaciones, todas las familias y personas en la calle han sido realojadas…por la noche en hoteles, lo que les dispersa y debilita su capacidad de movilización.
Hacemos un llamamiento a apoyarles hoy en su lucha.
La alcaldía socialista no ha dudado en enviar una vez más a la pasma contra gente que reclamaba simplemente un alojamiento decente…En Montreuil esta mañana una treintena de personas que, expulsados la semana pasada, con sus niños en brazos, estaban refugiados en un gimnasio del ayuntamiento han sido expulsados por los CRS.
A la miseria que crea el capitalismo, la burguesía responde con las porras. Sin embargo, esta experiencia demuestra una vez más que la solo con la lucha se consigue algo, y que cuando las masas populares deciden retomar sus asuntos en sus propias manos por métodos de lucha legítimos, pueden hacer temblar la situación.
El Partido Socialista, tanto a nivel del Estado como de un ayuntamiento, está representando todos los intereses de la burguesía y no duda en emplear sus perros de presa uniformados para hacer respetar el «orden republicano». Ya sea para proteger un local fascista, o para rechazar a los sin techo y a sus defensores, el gobierno actual siempre está listo. Georges Dimitrov, gran comunista búlgaro, dirigente de la Internacional Comunista y héroes de la lucha antifascista explicaba ya en los años 40 que la socialdemocracia y el fascismo son las dos caras de la misma moneda: la dictadura del Capital. Su análisis no ha perdido ninguna vigencia y hoy, el Partido Socialista, en su ofensiva contra la clase obrera, intenta debilitar nuestro campo alimentando contradicciones racistas, nos hace sufrir la represión policial, los ataques de sicarios fascistas. El pasado año, el Partido Socialista ha permitido de forma deliberada el desarrollo de los reaccionarios en la calle y en los medios de información: el Partido Socialista refuerza el campo de los reaccionarios intentando aplastar el nuestro. Si mañana la burguesía no consigue contener la cólera legítima mediante la “fiesta democrática”, intentará transformarse y pasar a una abierta dictadura de los elementos más reaccionarios del capital financiero: ¡el fascismo!
No nos engañamos con los enemigos, ni con los medios de lucha para la emancipación de la clase obrera. Es la burguesía la que es la fuente de nuestros problemas, es ella la que como clase parásita mantiene un sistema capitalista que, para asegurar los beneficios de una ínfima minoría, mantiene a la inmensa mayoría bajo la explotación, la miseria y los horrores engendrados por las guerras imperialistas. Para luchar contra esto no sirve de nada utilizar las urnas electorales. El pueblo no tiene porqué escoger que chusma pisoteará los intereses de la clase obrera. Si queremos luchar eficazmente contra el capitalismo y los perros fascistas que sirven sus intereses, debemos organizarnos, formar auténticos frentes antifascistas y populares, organizaciones de masas alrededor de un partido marxista-leninista-maoísta, el único capaz de servir los auténticos intereses de las clases populares. El proceso de unificación de los maoístas llevado a cabo por la OCFR y el PCmF va en ese sentido. Ciertamente que por sí solo no es suficiente, pero es un paso adelante hacia la creación del Partido que nuestra clase necesita.
29 de Octubre 2013
Organización Comunista Futuro Rojo – Partido Comunista maoísta de Francia

Anuncios