El Partido Comunista de Filipinas denuncia a las fuerzas militares estadounidenses por utilizar la tragedia del tifón Yolanda para aumentar el despligue de buques de guerra


Nota – Reproducimos a continuación un comunicado de prensa del Buró de Información del Partido Comunista de Filipinas (PCF) de 14 de Noviembre 2013 denunciando a las fuerzas militares yanquis que están utilizando la tragedia del tifón Yolanda/Haiyan para aumentar el creciente despliegue de sus buques de guerra. Ha sido extraído del blog Maoist Road http://maoistroad.blogspot.com.es/ La traducción al español es responsabilidad de Gran Marcha Hacia el Comunismo. Madrid, noviembre 2013.

COMUNICADO DE PRENSA
Buró de Información del Partido Comunista de Filipinas
14 Noviembre 2013
DENUNCIAR A LAS FUERZAS MILITARES ESTADOUNIDENSES POR UTILIZAR LA TRAGEDIA PARA AUMENTAR EL CRECIENTE DESPLIEGUE DE BUQUES DE GUERRA

El Partido Comunista de Filipinas (PCF) denuncia al Gobierno de Estados Unidos por utilizar la grave tragedia humana provocada por el reciente supertifón Yolanda (nombre internacional Haiyan) a fin de justificar sus operaciones para aumentar aún más la presencia de sus buques de guerra y tropas armadas en las Filipinas. “El Gobierno de EE.UU. está embarcado en un intervencionismo del desastre, aprovechándose del indolente Estado de Filipinas después que fuera golpeado por el supertifón Yolanda, a fin de justificar el despliegue en Filipinas de buques de guerra intervencionistas, armados y de propulsión nuclear”, señaló el PCF.
“El PCF y el pueblo filipino denuncian al Gobierno de Aquino por dar la desvergonzada bienvenida con los brazos abiertos a las fuerzas militares norteamericanas”. Citando nuevos informes, el PCF puntualizó que EE.UU. ha desplegado en Filipinas no menos de seis buques de Guerra incluido su buque insignia, el portaviones USS George Washington, que cuenta con al menos 80 aviones de combate a reacción así como helicópteros de guerra y 5.000 marinos de guerra. Será acompañado a Filipinas por los cruceros con misiles guiados USS Antietam, el USS Cowpens, el USS Mustin, el USS Lasses y el buque de suministro USS Charles Drew. Mientras tanto, el Gobierno británico está enviando también al buque de guerra HMS Daring y un avión Boeing de transporte militar C-17.
EL PCF añadió también que, además de los buques de guerra que están navegando desde Hong Kong y otros lugares, equipo y personal armado norteamericanos se han situado ya en Manila y otras partes del país, indicando la continuada presencia de tropas armadas de EE.UU. en la capital de la nación. Hay también noticias que indican que las instalaciones del aeropuerto de Tacloban han sido ocupadas por los militares norteamericanos. El Ejército norteamericano se ha aprovechado igualmente del desastre a fin de obtener acceso al aeropuerto y puerto de Mactan, que ha sido durante mucho tiempo objeto de negociaciones para la creciente presencia rotatoria de EE.UU. en Filipinas. Durante los pasados tres años desde que declarara su “eje de Asia”, el Gobierno de EE.UU. ha venido incrementando su “presencia rotatoria” en diversos países de la región de Asia-Pacífico, resultando en la militarización de disputas territoriales y las relaciones diplomáticas entre los países de la región y en flagrante violación de la soberanía territorial de las Filipinas y de otros países.
“El Gobierno de EE.UU. está militarizando la respuesta al desastre en Filipinas de la misma manera que la respuesta militarizada al desastre con motivo del terremoto en Haití”, declaró el PCF. La prepotente presencia de fuerzas armadas de EE.UU. en Haití ha sido ampliamente denunciada. Desde entonces, el Gobierno de EE.UU. ha mantenido su presencia en Haití.
“El pueblo filipino requiere y da la bienvenida al apoyo internacional frente a la terrible devastación producida por el Yolanda en un extenso corredor de las islas Filipinas”, declaró el PCF. “Sin embargo, aunque desolado, el pueblo filipino ha mantenido su sentido de dignidad nacional y continuará defendiendo su soberanía frente al intervencionismo militar extranjero.”
“Lo que las víctimas del desastre necesitan urgentemente son alimentos, agua y atención médica, no buques de guerra que traen raciones de emergencia para justificar su presencia armada en las aguas de soberanía filipinas”, señaló el PCF. “Si el Gobierno de EE.UU. estuviese realmente interesado en proporcionar asistencia a los países que han sufrido las calamidades, entonces debería aumentar sus fondos a las agencias civiles que se preocupan de la respuesta a los desastres y el socorro de emergencia, no engordando sus fuerzas militares internacionales y aprovechándose de la miseria del pueblo para justificar su presencia”, añadió el PCF.

Anuncios