Nepal: “Condenar el estado de terror”. Un artículo de Rishi Raj Baral (Frente Activista Cultural Intelectual Revolucionario)

Nota – Tal y como hemos informado, hoy 19 de Noviembre han sido convocadas en Nepal unas ilegítimas elecciones a una nueva Asamblea Constituyente por parte del Gobierno reaccionario con el apoyo del expansionismo indio y el imperialismo yanqui, y a las que el Partido Comunista de Nepal – Maoísta ha llamado al boicot.

Reproducimos a continuación el siguiente artículo de Rishi Raj Baral publicado el pasado 17 de Noviembre en la página web de “The Next Front” (El Próximo Frente) http://thenextfront.com/  del Frente Activista Cultural Intelectual Revolucionario de Nepal. La traducción al español es responsabilidad de Gran Marcha Hacia el Comunismo. Madrid, noviembre 2013

CONDENAR EL ESTADO DE TERROR

Rishi Raj Baral

El PCN-Maoísta intensifica la campaña de boicot

“No estamos opuestos a las elecciones a la Asamblea Constituyente en un sentido absoluto; sin embargo, estas elecciones no se celebran para redactar una constitución del pueblo. Por el contrario están basadas en el diseño de llevar al país a la Sikkimización [un término utilizado en Nepal que significa la absorción de la soberanía nacional por parte de la vecina India]. Por tanto, nuestro partido, el Partido Comunista de Nepal – Maoísta, ha decidido boicotear activa y vigorosamente éstas denominas segundas elecciones. Esa decisión [la consulta electoral] no se basa en los intereses y la opinión del pueblo. Llamamos encarecidamente a las estimadas masas del pueblo a hacer efectivo y un gran éxito el movimiento de boicot”.

Partido Comunista de Nepal – Maoísta

Esta es la declaración publicada por el PCN-Maoísta referente a la Campaña de boicot a las elecciones. La reunión del Comité Central del PCN-Maoísta que se celebró en el valle de Pokhara en julio de 2013 decidió boicotear activa y vigorosamente las elecciones a la Asamblea Constituyente. Ahora sólo quedan dos días para la jornada electoral y el PCN-Maoísta está intensificando la campaña de boicot por todo el país. Mientras avanza el grado y velocidad de la campaña de boicot, el Gobierno reaccionario también se ha lanzado con toda su fuerza para reprimir la campaña de boicot. De hecho, no es sólo una campaña de boicot; en esencia, es un movimiento antisikkimización, un movimiento de salvaguardia y soberanía nacional.

En estos momentos, el Gobierno reaccionario respaldado por el expansionismo indio y el imperialismo norteamericano está intensificando el estado de terror sobre el pueblo oprimido de Nepal, que se encuentra en el camino de frustrar las denominadas elecciones a la Asamblea Constituyente del 19 de Noviembre. En particular, tras la llegada de Alok Joshi, el jefe del conocido RAW (ala de investigación de la India) y Jimmi Carter, expresidente de EE.UU., en nombre de la “ley y orden”, el Gobierno reaccionario ha ampliado su estado de terror contra el pueblo nepalí. Más de 300 cuadros del Partido, incluidos los miembros del Comité Central camaradas Maya Prasad Aacharya “Parasmani” y Mangal Shahi, han sido detenidos en distintas partes del país. Las casas y oficinas del Partido han sido asaltadas. Para intensificar el estado de terror, el Gobierno ha desplazado a cerca de doscientos mil miembros del “personal de seguridad”. Funcionarios del Ministerio del Interior han declarado que han desplazado a 62.000 miembros del Ejército de Nepal, 10.000 miembros del personal de policía y 32.000 de las fuerzas armadas de la policía (FAP) y 10.000 informadores vestidos de paisano. En realidad, no es el número correcto. Han desplazado a más de lo que oficialmente han declarado. Las calles de la ciudad de Katmandú están repletas de fuerzas armadas. Parece que el Gobierno de Nepal ha declarado Nepal en “estado de emergencia”.

Incluidas revistas en Internet, las agencias gubernamentales han forzado a clausurar los medios de comunicación que apoyan la campaña de boicot. No sólo los medios de comunicación próximos al PCN-Maoísta. También han amenazado a otros medios de comunicación para que tampoco publiquen y emitan ninguna noticia o puntos de vista relativos a la campaña de boicot. En nombre de un supuesto “código de conducta” están suministrando material censurado a los medios de comunicación. Por otro lado, los medios de comunicación propiedad de las grandes empresas, los medios de comunicación apoyados por las potencias extranjeras y los medios de comunicación propiedad del Gobierno están publicando opiniones y noticias negativas respecto de la campaña de boicot. Estos medios de comunicación están publicando noticias provocadoras y haciendo presión para reprimir la campaña de boicot, que es un movimiento nacionalista. El propio Gobierno reaccionario ha creado una situación de terror en nombre de unas “elecciones pacíficas”.

Ahora mismo, funcionarios de la Embajada de la India están muy activos y apoyando a sus lacayos con dinero y fuerza. Frecuentemente están organizando reuniones con los partidos proindios con base Tarai. Especialmente se han reunido frecuentemente con Prachanda y Baburam, sus nuevos clientes fieles. Los indios están ocupados confeccionando su estrategia para los próximos días. Están haciendo un gran diseño para el extenso número de representantes proindios en la Asamblea Constituyente. Se ha sabido que la Embajada india ha desplazado a sus propios miembros de la inteligencia para reunir información sobre las actividades del PCN-Maoísta. Hemos sabido también que el recientemente “funcionario indio” que ha llegado, enviado de Delhi, junto con Prachanda-Baburam, están forzando al Gobierno a detener al Camarada Mohan Baidhya “Kiran”, junto con otros destacados dirigentes.

Pese a dicho terror de Estado, el pueblo revolucionario dirigido por el PCN-Maoísta ha salido  a las calles para intensificar la campaña de boicot a las elecciones. Desde hace 5 días, no se han movido los vehículos de transporte de largo recorrido. Rolpa, la primera zona liberada durante los 10 años de Guerra Popular, ha sido declarada zona restringida para los candidatos reaccionarios. Ni una sola candidatura se ha atrevido a entrar en las aldeas. El Partido ha organizado una Marcha con jóvenes voluntarios, de una aldea a otra, para hacer público [el boicot].

Mientras tanto, los intelectuales y periodistas han emitido un comunicado de prensa relativo a la situación actual. Han exigido que se retrasen las elecciones y solicitado se entablen conversaciones inmediatas con el PCN-Maoísta.

En estos momentos, quiero dejar claro que tal y como he mencionado anteriormente, éstas no son solo unas elecciones a la Asamblea Constituyente. Es un proceso de sikkimización – un pequeño país que ha sido capturado por la India en nombre del “veredicto popular”. Por tanto llamamos a nuestros simpatizantes dentro del país y en el extranjero, a crear opinión pública contra el Proyecto de Sikkimización diseñado por el expansionismo indio y el imperialismo norteamericano.

El Gobierno reaccionario apoyado por los amos extranjeros debe ser denunciado. No hay otro modo excepto desbaratar las llamadas elecciones a la Asamblea Constituyente. Condenemos el estado de terror e intensifiquemos la campaña de boicot.

17 Noviembre 2013.