India: La Guerra contra el Pueblo del régimen de Modi


Nota – Recibimos del Comité Internacional de Apoyo a la Guerra Popular en la India el siguiente comunicado acompañado del artículo de Abhisek Bhalla “Los maoístas en las ciudades escapan a la red gubernamental de inteligencia” publicado en la web de India Today el pasado 31 de Diciembre de 2014 y que Gran Marcha Hacia el Comunismo hemos traducido al español:

INDIA – LA GUERRA CONTRA EL PUEBLO DEL REGIMEN DE MODI
La guerra contra el pueblo del régimen de Modi quiere suprimir las organizaciones democráticas y de masas en la India. Se deben intensificar las campañas de denuncia y acción de solidaridad democrática y de masas en todo el mundo. ¡Apoyar la delegación internacional a la India! ¡Apoyar los tres días internacionales de acción de 29, 30 y 31 de enero 2015!

Comité Internacional de Apoyo a la Guerra Popular en la India (CIAGPI)
Info: csgpindia@gmail.com 

LOS MAOÍSTAS EN LAS CIUDADES ESCAPAN A LA RED GUBERNAMENTAL DE INTELIGENCIA
Abhisek Bhalla – India Today – Nueva Delhi – 31 Diciembre 2014 – La guerra contra el terror rojo ya no se limita solo a las remotas junglas en alejadas regiones dado que los maoístas en las ciudades se han convertido en un peligro claro y actual. Las organizaciones frentistas maoístas, que actúan alejadas de sus bastiones en las extensas junglas de la India central, han logrado penetrar en la India urbana y han conseguido escapar a las agencias de inteligencia durante varios años. El Gobierno está ahora planeando la represión contra ellas. Una nueva política diseñada por el Ministerio del Interior para combatir el terror rojo se refiere también a la amenaza planteada por estas organizaciones que debe ser abordada enérgicamente. Una nota sobre esta política señala que dichas “organizaciones frentistas” del Partido Comunista de la India (Maoísta) se encuentran activas en 21 estados del país.
Diversas fuentes señalan que el Ministerio del Interior indio ha dado órdenes a divisiones de inteligencia de los estados así como agencias de la inteligencia a nivel central para que hagan un estrecho seguimiento de las actividades de estas organizaciones y reúnan pruebas contra ellas. Existen 128 organizaciones de esta índole que se encuentran en el punto de mira de las agencias de inteligencia por sus vínculos con los rebeldes rojos. “Estas organizaciones desarrollan actividades públicas de agitación en un intento por ampliar la base de masas del partido y preparar la etapa de la insurrección armada”, señala la nota sobre la nueva política. Funcionarios del Ministerio del Interior afirman que la represión de dichas organizaciones es una prioridad. Los informes de la inteligencia sugieren que muchas de estas organizaciones frentistas están asentadas en los centros urbanos y proporcionan apoyo logístico al movimiento asegurando la fusión entre las actividades abiertas y las clandestinas. Son las responsables del reclutamiento de la juventud con estudios que acuden a las zonas de campo para mantener vivo el movimiento y juegan el papel de ideólogos, señalan dichas fuentes. “Tales organizaciones han sido identificadas pero necesitamos establecer que éstas son los rostros urbanos de la rebelión armada y no meros simpatizantes”, declaró un funcionario del Ministerio del Interior. El Ministerio ha planeado la represión de estas organizaciones y solicitado a las agencias de inteligencia que presenten pruebas de su apoyo a los maoístas. El inicio de una acción enérgica contra ellas ha sido un aspecto problemático dado que operan incursionando en grupos de trabajadores, foros sociales y ONGs. Las agencias de inteligencia actuaron contra la estrategia de los maoístas de establecer bases urbanas en ciudades como Delhi en 2009 con la detención de Kobad Ghandy de Delhi. Ghandy es presunto responsable de reclutar personas en los centros urbanos. Más recientemente, Hem Mishra, estudiante de la Universidad Jawaharlal Nehru de Delhi fue detenido el año pasado por la policía de Maharashtra por ayudar presuntamente a los maoístas.
A comienzos de este año, el profesor de la Universidad de Delhi G.N. Saibaba, perteneciente al Frente Democrático Revolucionario (RDF) fue también detenido por la policía de Maharashtra bajo la acusación de apoyar a los rebeldes. Los informes de la inteligencia indican que estos grupos están trabajando con el objetivo de penetrar en asociaciones de trabajadores y actuar desde dentro y motivarles a realizar protestas violentas. Fuentes de la inteligencia indican que estos cuadros trabajan en varios estratos. El modus operandi de algunos de estos grupos tiene por objetivo provocar violencia. Comenzando desde la distribución de material relativo a la ideología maoísta hasta llevar a cabos reuniones, lo que desean en definitiva es penetrar en las manifestaciones de protesta y generar violencia.
“Queremos tratarles como maoístas, pero eso solo es posible si podemos obtener sólidas evidencias de que están proporcionando apoyo logístico a los rebeldes armados, realizando reclutamiento en las zonas urbanas y suministrando también ayuda económica “, añadió el funcionario. Además de los estados golpeados por el extremismo de extrema izquierda como Chhattisgarh, Jharkhand, Bihar, Bengala Oriental y Andhra Pradesh, estas organizaciones frentistas actúan igualmente en Delhi, Haryana, Gujarat, Karnataka, Tamil Nadu, Punjab, Maharashtra, Uttarakhand y Kerala. Las mismas fuentes indican que varias organizaciones en Delhi y en la región metropolitana en torno a la capital de la nación han sido identificadas como organizaciones frentistas maoístas. Según el Ministerio del Interior, los ideólogos maoístas en las grandes y pequeñas ciudades han emprendido una propaganda concertada y sistemática en contra del Estado.
“De hecho, son estos ideólogos los que han mantenido vivo al movimiento maoísta y son, en muchas maneras, más peligrosos que los cuadros del Ejército Guerrillero de Liberación Popular”, señala un informe del Ministerio del Interior sobre las actividades maoístas en las zonas urbanas. El Ministerio del Interior es de la opinión que los maoístas desean capturar territorio en el campo y gradualmente cercar los centros urbanos.

Anuncios