La victoria de Tsipras-Syryza en Grecia – Comunicado del PC Maoísta Italia


Nota – Reproducimos a continuación el comunicado que nos han enviado los camaradas italianos de Proletari Comunisti – Partido Comunista maoísta – Italia “La victoria de Tsipras-Syryza en Grecia” que Gran Marcha Hacia el Comunismo hemos traducido al español:
LA VICTORIA DE TSIPRAS-SYRYZA EN GRECIA
Recibieron la aprobación de las masas, hartas de las políticas de sacrificio y miseria impuestas por la troika en los últimos años, la descarga feroz de la crisis que condenó a Grecia a ser más y más pobre y que ha salvado, hasta ahora, a los bancos y, parcialmente, a los amos. Una profunda crisis que ha visto la respuesta de las masas de Grecia con una lucha generalizada, asedios y asaltos al parlamento y otras instituciones. Así, tras el éxito de Syryza se encuentran en primer lugar las masas. Por tanto Proletari Comunisti-PCm Italia considera, en primer lugar, este resultado como fruto de la lucha de las masas.
No fue fácil ni otorgado. Las fuerzas políticas corruptas ligadas a las finanzas locales y europeas, la especulación y corrupción, han tratado de impedir y frenar este resultado. Alimentaron a la más peligrosa de las formaciones fascistas europeas, Aurora Dorada, que había tratado con la demagogia y la violencia contra los emigrantes y contra la izquierda de ocupar un papel destacado en la escena política e imponer la opción fascista en medio de la crisis del país. Las masas, y en primer lugar el proletariado, los estudiantes, los jóvenes rebeldes son aquellos que lucharon en primera línea contra los fascistas, los policías infiltrados y el Estado que les defendía.
Syryza se aprovechó de la acción radical de las masas y la rebelión de la juventud; las ha capitalizado y utilizado en el campo electoral. El resultado de las elecciones en Grecia es relevante si pensamos que la lista “comunista” también ha alcanzado un porcentaje importante. Esto tampoco fue otorgado, en un clima de fuerte polarización. No obstante, el viento que viene de Grecia es un viento de cambio y pone en discusión al gran capital y al imperialismo europeo.
Por supuesto que nos encontramos en un punto crucial. Tsipras y Syryza no son una fuerza revolucionaria, sino una nueva socialdemocracia. Su programa es ilusorio en los aspectos justos favorables para las masas, y alcanzable sólo en su, para decirlo, parte pragmática, de la que se jacta Tsipras y éste lo reconoce, de reconciliación de los intereses de la burguesía griega con los de la burguesía europea, dirigida por Alemania (Tsipras ha heho declaraciones de una apertura máxima a las últimas decisiones de Draghi y el BCE). Esta reconciliación no puede cambiar las condiciones de vida de las masas, excepto en pequeños detalles. No les puede dar trabajo, una casa, un salario del que vivir, una sanidad decente y menos aún les puede dar el poder real de decidir sobre su presente y su futuro.
Por ello, mientras que puede aparecer como el resultado de un combate, la victoria de Tsipras es una etapa de este y debe ser un nuevo comienzo. Si la victoria electoral detiene las luchas, entonces las masas y, por encima de todo, los proletarios, la juventud, perderán, y el destino de Syryza será el de todas las socialdemocracias, encubrir al capital, para servir al capital, representar al capital en la confrontación entre el Estado burgués y las masas.
Pero otro problema comienza a surgir y con el ascenso de Syryza será incluso más claro. Grecia se encuentra en un contexto internacional de una nueva tendencia hacia la guerra y se convierte en un país en las trincheras de la confrontación entre los países imperialistas occidentales, dirigidos por EE.UU. Rusia, que ya está lidiando con una crisis en su umbral en Ucrania. Grecia es frontera con una de las potencias regionales en ascenso más feroces, Turquía, que, de un lado, como puntal de la OTAN y, de otro, y como capitalismo propio, siempre ha jugado un papel de control y agresión hacia Grecia. Por tanto, el enfrentamiento interno en Grecia se combina con la situación internacional, combinando ambos aspectos de la lucha de clases, la lucha revolucionaria por el socialismo y la lucha de liberación antiimperialista. Las tradiciones golpistas y fascistas, respaldadas por la OTAN, son un rasgo permanente en Grecia. Enfrentada a todo esto, Syryza es un barco en un mar tormentoso, una vasija de barro en medio de ollas de hierro
Proletari Comunist-PCm Italia apoya a los trabajadores y a las masas que se alegran hoy, al igual que todas las fuerzas que desean que la lucha continúe, que la rebelión continúe, contra el imperialismo, el capitalismo y la reacción. Los días venideros en Grecia será días difíciles. Se necesita tener confianza en las masas, construir un Partido Comunista Marxista-Leninista-Maoísta en el fuego de la lucha de clases en estrecha ligazón con las masas, para construir un frente unido que agrupe a las masas que votaron a Syryza, para construir la fuerza combatiente que desafíe a la reacción fascista, al Estado burgués, a las abiertas y encubiertas tropas del imperialismo de la OTAN y su sicario en la región, la Turquía de Erdogan.

Partido Comunista maoísta – Italia
26 de Enero de 2015

Anuncios